Archivo de la etiqueta: Monex

Rashomon y los Cuevas * Un espejo para Maduro

Octubre de 2011. Cocoa Calderón, Silvano Aureoles y Fausto Vallejo, en el debate rumbo a las elecciones para gobernador. Abril de 2013. Vallejo, ganador, anunciará mañana que se ausenta  por motivos de salud.Lo dijo ayer Ximena Cuevas en una entrevista de radio con Ciro Gómez Leyva. Relató un breve momento, en medio de este drama familiar que viven, en el que su padre, el pintor José Luis Cuevas le dijo, a solas: “Escribe esta historia… que sea como Rashomon”.

Rashomon es una película, obra maestra de Akira Kurosawa que narra un mismo acontecimiento –el asesinato de un samurái—desde la óptica de cuatro diferentes personas.

Es una buena manera de esbozar las diferentes voces de esta familia desde lo que se ha dicho públicamente:

El pintor: En una entrevista con Televisa, sentado, con oxígeno en una sonda bajo la nariz, hablaba claro y siempre tomado de la mano de su esposa, Beatriz del Carmen. Se dijo bien cuidado por su esposa y que no entendía qué había llevado a sus hijas a interponer sendas demandas –penal y civil. Y que se siente lastimado por ello.

Las hijas: Ximena, a nombre de sus otras dos hermanas, fue clara. Ella cree que su padre tiene “síndrome de Estocolmo”: el enamoramiento de un secuestrado con su secuestrador. La secuestradora es la actual esposa de su padre, Beatriz del Carmen, quien no les permite verlo desde hace 10 años.

Ella reitera que encontró a su padre en una situación nada digna; su abogado ha precisado que estaba abandonado, deshidratado, inconsecuente y con fiebre alta, sin su esposa a la vista, cuando Ximena lo llevó al hospital donde le salvaron la vida.

La esposa. Beatriz del Carmen es un misterio. Nada ha dicho públicamente. ¿Es una amante y dedicada esposa o la secuestradora de un hombre brillante que ahora es un adulto mayor manipulado?

El testigo de todo lo escuchado y visto: Confundido, le cuesta trabajo creer que el Cuevas que conoció, seductor, seguro de sí mismo, con tintes machistas, esté dominado ahora por una mujer, pero no lo descarta. Tampoco tiene razones para dudar del testimonio de las hijas quienes reiteran que aunque no puedan ver a su padre, ahora se sienten más tranquilas porque lo sienten protegido ante la mirada de los medios y de sus amigos preocupados.

Continuará…

 

El consultorio político

Estimado Nicolás Maduro, presidente electo de Venezuela:

Como muchos y muchas mexicanas, he seguido con mucho interés el proceso electoral en Venezuela y al hacerlo he sentido un déjà vu de nuestro país en el 2006.

Le cuento, porque por lo visto el pajarito chiquitico que lo visita no lo tiene muy actualizado…

En ese año, tuvimos una elección muy cerrada, que se definió legalmente con una diferencia de 0.56% de los votos. En México ganó oficialmente el partido gobernante,  PAN, con el candidato Felipe Calderón quien es de “derecha”.

Nuestro CNE –aquí llamado IFE—le dio el triunfo a Calderón, como a usted se lo acaba de dar el órgano oficial electoral. Un resultado que Andrés Manuel López Obrador, el candidato postulado por una coalición de izquierdas, y que tuvo la otra mitad de los votos, nunca aceptó.

¿Por qué no lo aceptó? En principio porque pidió un conteo voto por voto que le fue negado, quedémonos hasta ahí.

¿Cuál fue el resultado? Seis años de un gobierno legal, sí, que se ejerció, pero que no fue aceptado por la mitad de la población y que hizo que el gobierno de Calderón –por esa y muchas razones—fuera una pesadilla.

Lo invito a que se vea en el espejo mexicano. Nada más.

 

El 15 de diciembre del 2012, Fausto Vallejo recuperó para el PRI el gobierno de Michoacán, que estuvo en poder del PRD dos sexenios.

Su periodo de gobierno es de 3 años, 7 meses y 15 días… cosa que cada vez está más en duda que pueda terminar.

Mañana se hará oficial que pedirá licencia para ausentarse del cargo, por un periodo de entre 60 y 90 días.

¿Qué pasará? Fidel Calderón, presidente del Congreso, dice que se deberá nombrar a un gobernador interino que casi seguro será priista.

¿Hasta cuándo sabremos, como ciudadanos, qué enfermedad tiene Vallejo? ¿Debe ser público o privado su estado de salud?

 

Seguro ya conoce la historia de Valeria Hernández de Jesús, la pequeña de 4 años que  desapareció el 1 de abril en Texcoco, y que el fin de semana fue ubicada en El Salvador. Una historia casi milagrosa.

De acuerdo con las primeras investigaciones, fue robada por un sujeto mientras jugaba y luego localizada gracias a que su caso fue transmitido por un programa de televisión mexicano (el de Laura Bozzo) que fue visto en El Salvador. Valeria estaba a días de  ser “vendida” a Europa.

Es un caso que, aunque con final feliz, pone al descubierto una red de tráfico de menores y personas que no se ha podido o querido ver y combatir.

¿Cuántas Valerias hay que no han regresado a su casa? Esa es la tragedia.

 

Por un pelo de rana… Ayer en la Cámara de Diputados se discutió un acuerdo de la Junta de Coordinación Política, en el cual se propuso que la presidencia de la comisión especial para el caso MONEX, fuera turnada a diversos partidos.

Lo interesante es que el primer presidente de la Comisión Monex  iba a  ser el priísta José Rangel Espinosa. ¡Qué cosas de la política mexicana!

La votación de ayer en San Lázaro puede ser un claro ejemplo de lo que puede hacer el bloque opositor contra el PRI y aliados si fracasa el Pacto por México.

Entre el PAN+PRD+Movimiento Ciudadano+PT sumaron 233 votos, contra 230 del PRI+PANAL+PV.

Una diferencia de 3 votos. Eso sí, con 37 legisladores ausentes.

 

Él lo dijo:

–(La reforma educativa) tiene bondades. (Hago un llamado) a no lesionar más  la imagen de los maestros  y que las inconformidades o planteamientos que tengan, estén siempre dentro de la ley: Nada menos que Juan Díaz de la Torre, sucesor de Elba Esther Gordillo en el SNTE. ¿Escucharon maestros de Guerrero y Oaxaca?

 

La acusación la hace Carlos Sánchez, ex presidente del PT en el Estado de México: en junio del 2012 le prestaron a Alberto Anaya, líder nacional de ese partido, 11 millones 800 mil pesos, para saldar cuentas por la campaña electoral de los cuales sólo les pagó 3 millones.

La bronca está en que el Instituto Electoral del Estado de México les aplicará una multita debido a que no pudieron comprobar correctamente  sus finanzas.

Mmm. Otra denuncia que hace Sánchez es que el propio Anaya quiere hacer una dirigencia estatal encabezada  sólo por él,  que tenga acceso a todas las prerrogativa$, perdón, prerrogativas, con $, ¡no, no, con S! (disculpas, es el teclado).

 

Hasta el cierre de esta columna, no se sabía el resultado de la reunión entre los senadores John McCain y  Charles  Schumer,  con el presidente Barack Obama, para presentarle la propuesta de reforma migratoria.

La presentación oficial sería ayer martes, pero tras las explosiones en el Maratón de Boston, el gobierno estadounidense decidió posponer el evento.

No quiero ser ave de mal agüero; pero si mal no recordamos, en el 2001, el gobierno del entonces presidente George W. Bush (quien apenas el lunes pasado se convirtió en abuelo por primera vez) preparaba una iniciativa de reforma migratoria, la famosa enchilada completa,  llegó el 11-S y todo quedó ahí.

De acuerdo al proyecto  avalado por demócratas y republicanos, esta reforma  lograría regularizar la situación migratoria de 11 millones de personas en Estados Unidos, y lograría un aumento en el número de visas de trabajo temporal.

 

De lo que me acusas, te acusaré; o el PRI le dijo al PRD

En todos los partidos  están haciendo su lucha post electoral para demostrar que su triunfo fue legal, o bien, que hubo compra de votos y la elección no fue “libre” y “auténtica”,  según sea el caso.

Mientras el bloque de partidos de izquierda interpuso un “recurso de inconformidad” ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) insiste en denunciar  al PRI y a Enrique Peña Nieto, por la presunta compra de votos durante la pasada elección presidencial vía tarjetas Monex, Soriana y muchas otros artículos más que rebasarían los topes de campaña; en el PRI contraatacan.

La respuesta del PRI ante el  IFE  fue acusarlos de lo mismo. Piden que se esclarezca de dónde salieron los mil 200 millones de pesos con lo que AMLO habría pagado su larga campaña  presidencial de un sexenio.

¿Y el PAN? Bueno están en medio de una crisis interna donde parece que no saben bien a bien qué hacer. Por un lado, el presidente Gustavo Madero sale a dar una conferencia de prensa con su homólogo del PRD, Jesús Zambrano pidiendo que se aclare el tema de Monex (que ellos presentaron) y por otro, el presidente Felipe Calderón recibe a Enrique Peña Nieto en Los Pinos.

Pero vamos al PRI.

El lunes pasado, el presidente nacional del PRI, Pedro Joaquín Coldwell anunció que solicitará al IFE un avance de las investigaciones por la denuncia presentada en junio pasado, en torno al financiamiento de la campaña presidencial de Andrés Manuel López Obrador. A los priístas no les cuadran las cuentas y denuncian que el movimiento amloísta recibió mil 200 millones de pesos, vía la triangulación de recursos a través de las organizaciones Honestidad Valiente y Austeridad Republicana.

La denuncia fue presentada ante el IFE y fue el representante del PRI, Sebastián Lerdo de Tejada quien explicó el llamado financiamiento paralelo que recibió López Obrador para su campaña presidencial.

Días después de que se diera a conocer esta denuncia, en junio, el propio López Obrador anunció que darían a conocer todos los movimientos que ha tenido su organización “Honestidad Valiente”, incluyendo todos los recursos recibidos desde antes de la campaña.

Pero no sólo el PRI ha solicitado que los recursos de Honestidad Valiente sean revisados. Días después que el tricolor presentara la denuncia contra esta organización, la fracción del PAN en San Lázaro, vía su coordinador Carlos Alberto Pérez Cuevas,  también solicitó que se auditaran las finanzas de esta organización.

Ante esta situación, López Obrador anunció  que daría a conocer las declaraciones anuales de Honestidad Valiente.

Aquí pueden descargarlas y comprenden del periodo del 2006 al 2011.

¿Y cómo y quién  investiga que todos estos recursos, ya sean lícitos o ilícitos?

Ah, pues dentro del IFE se encuentra la Unidad de Fiscalización de los Recursos de los Partidos Políticos.

Entre sus atribuciones están:

a)     Presentar al Consejo General para su aprobación el proyecto de Reglamento de la materia, y los demás acuerdos, para regular el registro contable de los ingresos y egresos de los partidos políticos nacionales, las características de la documentación comprobatoria sobre el manejo de sus recursos y establecer los requisitos que deberán satisfacer los informes de ingresos y egresos que le presenten, de conformidad a lo establecido en este Código;

b) Emitir las normas generales de contabilidad y registro de operaciones aplicables a los partidos políticos;

c) Vigilar que los recursos de los partidos tengan origen lícito y se apliquen estricta e invariablemente a las actividades señaladas en este Código;

f) Requerir información complementaria respecto de los diversos apartados de los informes de ingresos y egresos o documentación comprobatoria de cualquier otro aspecto vinculado a los mismos;

g) Ordenar la práctica de auditorías, directamente o a través de terceros, a las finanzas de los partidos políticos;
q) Prestar y recibir los apoyos establecidos en los convenios a que se refiere el inciso anterior;

r) Ser conducto para que las autoridades locales a que se refiere el inciso q) superen las limitaciones de los secretos bancario, fiduciario o fiscal, en los términos que señale el Reglamento;

El propio presidente consejero del IFE ya ha dejado en claro que el IFE sólo está facultado para controlar, vigilar y fiscalizar las campañas y los partidos políticos.  Y el Tribunal Electoral  del Poder Judicial de la Federación podría solicitarles toda la información referente a las investigaciones que hayan realizado.

Y recaerá en manos de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales investigar delitos como la compra de votos, que ha sido otra de las denuncias  que ha hecho el PRD contra el PRI, por ejemplo en el caso de las tarjetas de la tienda Soriana.

Habrá que esperar qué resultados arroja la investigación que hará el IFE respecto a la denuncia priísta, ver si la FEPADE da más elementos. ¿Será que salgan bien librados los partidos de izquierda? Estos, por su parte, insistirán en demostrar que hubo compra de votos, rebase de topes de campaña e inequidad que viola la Constitución por parte del PRI para pedir que la elección se declare “inválida”.

En torno al juicio de inconformidad del Movimiento Progresista, es el número 359. En la siguiente liga pueden checar el micrositio de la comisión de magistrados que habrá de validar la elección presidencial.

¿Qué más hará el tricolor para defender su triunfo presidencial? ¿Prosperará el recurso del PRI? ¿A ustedes les queda claro cómo AMLO financió su campaña? ¿De qué manera podría afectar esto el resultado oficial –la calificación, pues—de la elección que ya dijeron que será antes del 6 de septiembre?

Espero sus comentarios, estamos en cibercontacto…

¿Cómo comprobará la invalidez AMLO?

Declarar la elección del 1 de julio “inválida”, apelando a que –según el artículo 41 de la Constitución—no fue “libre” ni “auténtica”. Ese es el reto ahora de Andrés  Manuel López Obrador y su equipo ante el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Que tienen cientos de pruebas, dijeron ayer en conferencia de prensa:

Boletas electorales auténticas, notariadas y reconocidas, marcadas a favor del PRI que encontraron en Tabasco (no dijeron cuántas son).

El  hecho de que las encuestas fueron propaganda y que dieron una percepción de una ventaja que no fue (lo que es cierto, ahora, ¿habría que probar que fueron con dolo? ¿un compló de los encuestadores del país que ponen en riesgo su trabajo?). Además, encuestas cuyo sólo costo rebasaría el tope de gastos de campaña (¿y todas las pagó el PRI? ¿cómo demostrar eso?)

 

El tema de los topes de campaña –que no dudo que pudieran haberse rebasado—es algo improbable. Es decir, que no se puede probar, al menos en tiempo y forma. La ley –que todos los partidos aprobaron—está diseñada para eso. Los magistrados que tienen que calificar –dar por buena la elección, legalmente—tienen hasta el 6 de septiembre para hacerlo… ¡y los partidos, por ley, deben entregar sus cuentas para ser fiscalizados, en octubre! ¿Así cómo?

Además, por ley, ¿con qué se castiga la compra de votos? Va de nuevo, según el artículo 403 del Código Penal Federal se castiga así: “Se impondrán de diez a cien días multa y prisión de seis meses a tres años, a quien:

VI. Solicite votos por paga, dádiva, promesa de dinero u otra recompensa durante las campañas electorales o la jornada electoral;”

¡Y ya! Salen, en todo caso con una fianza.

Lo siento, es la ley. Me encantaría decir que si se prueba algo así o el rebase de topes de campaña hay más argumentos para, legalmente, anular o declarar inválida una elección, pero no es así. ¿Qué hacemos?

 

La “compra de votos”: dinero que circuló vía despensas, materiales de construcción y el caso de tarjetas prepagadas como las de Monex y Soriana que habrían hecho que los electores no votaran de manera “libre” (¿no es esto como tratar de demostrar un “hubiera”? Algo así como: si no hubiera habido todo esto los electores libres hubieran votado por él. Ser libre es igual a votar por AMLO, la premisa)

Además, aquí acusaciones, sin duda interesantes de que todos estos votos “comprados”, fueron principalmente en zonas pobres y rurales, donde además gobernadores del PRI habrían metido dinero extra.

De nuevo, no dudo que haya mexicanos que sí hayan “vendido” su voto. Que se hayan creído que el recibir alguna dádiva los obligaba a votar por equis candidato (de cualquier partido). Pero la cosa es, ¿cómo probarlo si las elecciones son secretas?

¿Acaso no el mismo AMLO llamo repetidas veces, en campaña, a que tomaran lo que se les ofrecía?

Sus palabras un 25 de junio en Nayarit, frase que más o menos repetía en cualquier mitin:

–Tomen todo lo que les ofrezcan: despensas, materiales de construcción, vasos, todo lo que les den, pero a la hora de la hora, ¡toma tu voto!, es decir, voten de acuerdo con su conciencia, voten por el cambio  verdadero.

 

¿Cómo demostrarán la “compra” de 5 millones de votos? ¿Y si mejor intentan legislar el “voto masoquista”?

Será muy interesante ver qué pueden probar y qué no. ¡Vaya papel que tienen los magistrados del Tribunal frente a ellos! Además, súmele la presión adicional que ya anunció AMLO que les pondrá al pedir a cualquier ciudadano que quiera a que se sume –vía diversas páginas web—al recurso de “inconformidad” que presentó ayer mismo…

Lo que ayer dijo AMLO era un poco lo esperado. Veamos si los magistrados piensan que con eso se puede declarar la elección inválida. Si así fuera, el nuevo Congreso tendría que nombrar un Presidente interino –ver artículos 84 y 85—y llamar a elecciones en un plano no mayor a 18 meses.

A todo esto, pregunta, si declaran que la elección es inválida,  ¿se refieren a toda la elección? ¿También la de los 6 gobernadores, el triunfo de Mancera en el DF? ¿los diputados y senadores? ¿No tendría que ser así?

Más interesante será que la semana que entra anunciará lo que llamó el “Plan Nacional para la defensa de la democracia y la dignidad de México”. ¿En qué consistirá? ¿Planteará de nuevo tomar calles? No lo creo. AMLO dijo que no darían pretexto para que los llamen “violentos”. Además, dicen sus cercanos, en corto que para eso están los jóvenes. ¿Hacer boicots?

 

Y otra pregunta a responder: ¿qué parte de todo esto acompañara el PAN? Ya ven que se traen un clarísimo desmadre interno. Por un lado dicen que aceptan que perdieron y que quieren ser (o volver a ser) una oposición responsable, es decir, aliarse con el PRI, necesariamente, para aprobar todas aquellas reformas que ellos, como gobierno propusieron, y que el PRI no quiso darles pero que ahora como gobierno necesitarían… Pero por otro lado el (aún) Presidente, Gustavo Madero, se va por la libre y dice que sí acompañarán al PRD en ciertos temas, como el caso Monex. Y tenemos, también al ¿indiscutible? Líder moral del PAN, es decir el Presidente Calderón, lanzando llamados sobre la compra de votos y la necesidad de aclarar el tema…

 

De la que se salvó. Ayer, el IFE consideró archivar la petición de  juicio político –solicitada por el PRI– contra Marcelo Ebrard, debido al spot en el que ya se veía como Secretario de Gobernación, si ganaba Andrés Manuel López Obrador. Claro que los del tricolor ya anunciaron que recurrirán a la sala Superior del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación.

Además, tampoco prosperaron las multas que le aplicarían al bloque del Movimiento Progresista por ese mismo motivo.

 

El que no se salvó fue el PAN. El IFE lo multó con 1 millón 868 mil pesos por dos spots donde vincula a exgobernadores del PRI (Mario Villanueva, Tomas Yarrington) con “El PRI de Peña” y otro que señaló que Veracruz es controlado por un cártel de la droga.

Que es “propaganda negra”. Dicen. Reitero: dicen.

 

Un archivo más. Ayer, previo al viernes 13, la Procuraduría General de la República  dio a conocer que se desechó la acusación que tenía en contra del general  de División Tomás Ángeles  Dauahare, a quien se le acusaba  de promover el narcomenudeo en el Colegio Militar, donde se desempeñó como su titular.

Ya sabe, son los riesgos de que nuestras autoridades federales se basen en esa mítica figura de la denuncia anónima…acusan, investigan…y no encuentran nada. Ah, pero se dio a conocer que este caso, no forma parte del por qué se le investiga al general, que radica en que presuntamente ofrecía protección a la delincuencia organizada.

 

Él lo dijo

— El partido del sol azteca es una fuerza política que ayuda en la misma línea que estamos construyendo en el PAN desde hace tiempo, por eso hemos hecho alianza con él en algunas ocasiones: ¡Ni más ni menos que Gustavo Madero, líder nacional del PAN! Plop, sonido que hace la que esto escribe al caerse de su silla.

Calderón y la derrota del PAN

A ver, a ver, una sonrisita por favor. /Foto: Especial.

Felipe Calderón no se va por las ramas. En la primera entrevista que da tras que su partido fue votado y botado por los ciudadanos de Los Pinos, el aún presidente enumera algunos culpables del resultado, dice, “multifactorial”: el partido, la campaña, la estrategia, las candidaturas… y sí, su gobierno.

Es más, dice:

–Afirmo y creo que hay que refundar al PAN, hay que reconstruirlo desde los cimientos hasta la cúpula, piedra por piedra.

Muy bien, vamos por partes, según lo dicho por el mismo “primer panista” del país.

Justo esa podría ser una de las primeras críticas: que a la manera del PRI, ni Fox ni él supieron darle la vuelta al modelo priista que desde Los Pinos se mandaba al partido gobernante, como un apéndice, sin pluralidad.

 

El Partido. El PAN está  dividido, desde hace tiempo. Si bien siempre han tenido grupos que luchaban por lugares, ya en el poder la lucha se volvió peor.  Había cargos, dinero… Cuando Calderón llegó a la Presidencia dijo claramente que lo había hecho pese a su Presidente (de partido, Manuel Espino) y todos sabemos que tampoco fue el candidato de Fox. Divisiones, por cierto, que nunca pudieron sortear y cuyo desenlace está a la vista: Espino y Fox llamaron a votar por Peña Nieto—el ala ultra del PAN, si quiere sólo ultra pragmática que más que apoyar al PAN buscaban que no llegara, al precio que fuera AMLO. Y estaban dispuestos a ser seducidos por el PRI.

En tiempos más recientes, la elección interna tampoco ayudó. La división ahí estuvo siempre. A veces, durante la campaña, Vázquez Mota parecía más un árbitro que alguien a quien apoyar.

Está como para explicarse el verdadero papel de Gustavo Madero, quien regresó a su escaño, a abrir espacios allá que no se vieron… Y el hecho de que nunca se percibió que Calderón la apoyara y llamara a cerrar filas con ella como Fox sí lo hizo en el 2006.

 

La campaña y la estrategia Fue un desastre. Desde sus primeros anuncios que más bien parecían escena de terror de Alfred Hitchcock hasta la indefinición sobre si eran una propuesta de continuidad del actual gobierno o si rompían. La (in)decisión estuvo presente al menos hasta la tercera parte de la campaña en el war room que más que cuarto de estrategia parecía mesa de debate (entre contrarios). Parecía que Josefina no podía coordinar un equipo y así aspiraba a gobernar un país. Había contradicciones de discurso entre un poder “ciudadano” y ser la persona –mamá—que quería cuidar a nuestros hijos como había cuidado a las suyas. Algo así como el maternalismo (vs. paternalismo) en el poder.

 

El gobierno. Error de inicio: empezar una lucha contra la delincuencia apresurada y sin el apoyo de otros factores políticos cuando aún estaba muy reciente el ganar una elección por el 0.56% de la votación y en medio de un ambiente con alta polarización.

La rápida criminalización de inocentes víctimas llamadas “daños colaterales”: chavos de Salvárcar, estudiantes del TEC de Monterrey, los hermanos Almanza Salazar. Sean quienes sean, los 50 mil muertos del sexenio.

El caso de la Guardería ABC que no se atendió a tiempo.

No cumplir con ser el sexenio del empleo, aún reconociendo que sorteamos bien una crisis económica “que vino del exterior”—como se repitió hasta el cansancio.

Decía un priista: lo que hizo bien, le salió mal. La extinción de Luz y Fuerza del Centro.

Los osos en materia de justicia: el Michoacanazo, Jorge Hank Rhon, El Chapito, entre otros. Ahora, vetar la Ley de Víctimas.

El escándalo de corrupción de la Estela de Luz; no aprovechar los festejos del Bicentenario. A todo esto, ¿qué es del megacoloso? Y ah, gobernar con los más cercanos, quizá no los mejores. Carecieron de malosidad, quizá…

Entre otras cosas, sólo revisión a vuelo de pájaro. Y consciente de que no revisamos –que podría ser materia de otro texto—los gobiernos estatales que perdieron. Me quedo sólo con una declaración de Juan Ignacio Zavala en W Radio el mismo 1 de julio: “….gobiernos poco cercanos a la gente, distantes, disfuncionales”.

 

Las candidaturas. Dejo aquí fuera a  Vázquez Mota, ya está una crítica arriba y aun así creo que era la mejor “hasta para perder”, como decía un panista cercano a ella. Hay muchos otros candidat@s  sobre los cuales reflexionar. Una pregunta: ¿qué hacía Fernando Larrazábal en una boleta? De nuevo a la entrevista de Juan Ignacio: “candidaturas malonas en algunos estados de la República”.

 

Por cierto, en la misma entrevista, Ciro Gómez Leyva le dice que en el próximo sexenio, el PRI  y el PAN tendrían mayorías necesarias para sacar adelante reformas. Calderón contesta: “PRI y PAN (la) tienen ahora”.

Mmm, interesante. ¿Estarán pensando en  un periodo extraordinario antes de septiembre?  Ayer la propia Vázquez Mota mandó el anzuelo legislativo a Peña Nieto:

–Es hora ya de hacer valer las coincidencias que surgieron en las campañas y demostrarlas con los hechos. En las próximas semanas puede concretarse la reforma laboral que dé mayor empleo y libertad sindical.

¿Y si ya después de la laboral se siguen con la energética, la hacendaria? Si así lo piensan suena en perfecta gasolina para el movimiento de AMLO, sólo digo.

 

Rodeado de unas 3 mil tarjetas de Soriana que le han llegado a su casa de campaña, AMLO ayer insistió en que iría paso a paso porque la acusación es “grave”. Se centró en la compra de voto y cómo esto ensució la elección. Aseguró, una vez más, que todo lo hace con apego a lo que la ley le permite. Y hasta ahora así es.

Antes Ricardo Monreal, su coordinador de campaña, lanzó otra frase interesante: “El IFE perdió su oportunidad de limpiar la elección”. Así en pasado. Y es que ahora la decisión de abrir y re-contar todos los paquetes está en el Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación, el TEPJF  y el PRI está de acuerdo con hacerlo si esta autoridad electoral lo pide.

Pero ahora ya no está en juego sólo recontar votos. Lo que se ve en el horizonte, sin embargo, es la petición de la nulidad de la elección por estos delitos que, dice el candidato de la izquierda, suman “millones”, los millones de votos que le faltaron para ganarle en el conteo oficial a Peña Nieto. Seguirá la inequidad en los medios durante la elección, aunque el IFE haya medido y la UNAM palomeado. Será decisión, pues, del TEPJF. Hasta allá llegarán. El plazo es el 6 de septiembre, ni un minuto antes.

Lo que sí no entendí fue la contestación de AMLO cuando le citaron la opinión de Graco Ramírez, gobernador electo de Morelos por la izquierda, quien no está de acuerdo con su actitud. “NO he escuchado cantar todavía tres veces el gallo”. Mmm.

Ahora algo importante que tomar en cuenta. Por ley, el IFE no entrega sus reportes de fiscalización de las campañas hasta diciembre o el año que entra…. ¿Será una suerte de Pemexgate pero con el partido acusado en el gobierno?

 

¿Y si la PGR  abre una fiscalía especial  –sí, sí ya sé que de nada sirven, pero en estos tiempos basta  la intención—para saber qué pasó con las tarjetas que presuntamente entregó el PRI a ciudadanos  para catafixiarles su voto por productos de la tienda Soriana?

Mientras que salen a la luz pública testimonios de ciudadanos que fueron visitados por representantes del PRI para prometerles esta ayuda, en el tricolor hacen  Operación Pinpón   y se lavan las manos.

Que ellos no fueron, dice el vocero del Comité Ejecutivo Nacional,  Eduardo Sánchez. Y es más: presentarán una denuncia contra quien resulte responsable investigarán a quién a nombre de ese partido hayan realizado estas prácticas.  Y calificó este caso, y el de las tarjetas Monex  como “burdo, un montaje y una farsa”.

Y claro, también parece haber ciudadanos a los que la tarjeta les llegó con 100 pesos solamente cuando les ofrecieron mil. No estaría de más que ellos se organizaran y pidieran “peso por peso, tarjeta por tarjeta”.

 

Qué buena onda es (con algunos) la Comisión Federal de Electricidad. Ahora nos enteramos que  a dos plantas de la firma Pepsico, o Embotelladora Mexicana, les perdonaron un adeudo por  más de 105 millones de pesos, por consumo desde 2008 a la fecha.

Si usted y yo debiéramos ese lapso de tiempo el adeudo mínimo, seguro ya estaríamos  viviendo a la luz de las velas.

Candidatos civilizados • Las tarjetitas de Monex…

Caminos cruzados.

¿Qué no era necesario que los candidatos presidenciales fueran ayer a decir, “IFE, soy buenito, no haré conflicto postelectoral”? Ay, nooo, yo digo que sí. Que estuvo bien. Habla de que democráticamente somos bien adolescentes todavía y que hay que reiterar que uno-una- o une va a cumplir con la ley, ¡pero no importa!Importa por declaraciones que tienen poco tiempo, sobre todo de AMLO, a quien más gusto me dio ver ahí. ¿No dijo que no confiaba en los consejeros electorales? Bueno, pues fue y firmó. Debo confiar. Debo confiar. ¿Ya dije que debo confiar? Ah, sí, ok.

Y ojalá  –y  conste que lo digo con todo respeto y el derecho que ellos también tienen– con esto algunos de sus seguidores, simpatizantes o hasta fanáticos (que los tiene, ¡vaya!, ayer leía en una crónica que alguien le dijo “santo padre”) piensen dos veces antes de salir a descalificar al IFE, TRIFE, FEPADE y cualquier institución que se les cruce en el camino –si no ganan—por la materialización casi mística del “fraude” que ya se fraguó desde ahorita cuando ni hemos votado.

No digo, con esto que no debemos estar alertas de chanchullos, de compra de votos, del caso MONEX –cuyo principal interesado en aclararlo lo más pronto posible debe ser el PRI—y que si hay irregularidades las denunciemos. Las del domingo serán las elecciones más vigiladas y documentadas de la historia.

Firmar y comprometerse doblemente en México, hoy, es importante. Igual pasó con Enrique Peña Nieto y sus Compromisos por un gobierno democrático, la respuesta que dio a la primera protesta #Yosoy132, movimiento al que nunca supo entender y darle la vuelta. Gran parte de la crítica que le hicieron fue porque la mayoría de los derechos que prometía respetar ya los garantizaba nada menos que la Constitución. No estuvo mal que lo propusiera. Es más, me hubiera gustado que también le pidiera al PRI en pleno que se los firmara y se los cumpliera, ante tres notarios distintos.  Debo confiar que, si gana, así será su gobierno. ¿Confiar, incluso que nosotros, los ciudadanos ya no somos los mismos del viejo PRI? ¿Ya dije que debo confiar? Ah, sí, ok. Será mi mantra por estos días, a ver si me la creo.

 

Como un caso para la araña se antojan las tarjetas con crédito emitidas por el Banco MONEX.  Nuestro Instituto FE-deral Electoral,  detectó que sí existen  9 mil 924 tarjetas de este banco, y en la cuenta correspondiente hay una bolsa garantizada –léase con voz en off de Melate — de 70 millones 815 mil pesos. Y lo turnaron para ser investigado a la FE-PADE, Fiscalía Especializada en Delitos Electorales.

Pero ahí no acaba todo. Los panistas, vía  Rogelio Carbajal, su representante ante el IFE, presentaron la identidad de un hombre que tiene un nombramiento de “representante general del PRI” firmado por Enrique Peña Nieto, que es el mismo que es poseedor de una tarjeta MONEX y que además declaró –ante notario—que ahí le depositaron dinero para su trabajo, mismo que sería más si se ganaba la elección. Es más, dijo que había sido contratado por Alfredo Calzadillas Márquez, quien fue alcalde de Madera, Chihuahua y ha sido parte del CEN del PRI.

Y a estas hay que sumarles las  3 mil tarjetas  precargadas de la cadena de tiendas Soriana, que ayer presentó  el Movimiento Progresista (PRD-PT-MC), con logotipo de la CTM y que presuntamente repartiría el PRI para entregarlas en el Estado de México y comprar así el voto el próximo domingo.

Insisto, a quien más le conviene que todo esto se aclare es al PRI, ¿no cree?

 

Me gusta el carácter–temple–valor  del secretario de Educación, José Ángel Córdova Villalobos. Ya anunció que sí va la Evaluación Universal, con o SIN

el consentimiento del Sindicato Nacional de Trabajadores de la Educación.

Presume que hubo acercamientos y acuerdos con esa central sindical propied…perdón, encabezada por Elba Esther Gordillo. Pero que “faltó la última palabra de ellos”. Aun así, se avienta el trompo a la uña.

Y hablando de integrantes del gabinete, ¿dónde anda Genaro García Luna que hace mucho tiempo que no lo vemos? ¿No tendrá algo que decir de la balacera en al Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México?

 

Él lo dijo:

–Es necesario estudiar si puedo o no ser candidato a la Presidencia, en Paraguay no hay re-elección presidencial pero mi caso es muy especial: Fernando Lugo, ex presidente de Paraguay quien fuera destituido por el Congreso  la semana pasada, y ahora deshoja la margarita pensando en lanzarse como posible candidato presidencial en el 2013

 

Estos días que vienen serán interesantes y quizá definitivos para el movimiento #Yosoy132 que sin duda alguna fue una bocanada de aire fresco en esta campaña, algo absolutamente imprevisto que también ha sorprendido a sus mismos integrantes.

Harán una marcha este sábado, ya dijeron que será en silencio y con velas para evitar violar la veda electoral.  Partirá  a las 6 de la tarde de la Plaza de las Tres Culturas al Zócalo capitalino.

La cuenta @Masde131, de alumnos de la Ibero, se han deslindado de antemano de cualquier acto que viole la ley:  “@masde131: Las marchas de hoy en adelante son convocadas apartidistas, pacíficas y reprobamos cualquier violación a la veda electoral”.

En el mismo sentido van alumnos –que no hablan por todo el movimiento, esa es la cosa—de @Yosoy132Itam y otras universidades.

La pregunta es qué pasará con el movimiento una vez pasadas las elecciones con el resultado que sea, pero sobre todo si resulta a favor del candidato del que se declararon anti (hay rumores de escuelas que se declararían en huelga, por ejemplo). El movimiento es muy heterogéneo, está integrado por unas 150 universidades, les ha costado mantenerse juntos… ¿se dividirán y habrá varios #Yosoy132?

 

Estoy muy confundida. ¿No que Josefina era diferente? Creo que nunca quedó claro diferente exactamente a qué. El caso es que propuso que de ganar, le pediría al actual Presidente Felipe Calderón que se haga cargo de la PGR.

Autogol, muchos dijeron. Declinación fáctica o ganas de endilgarle al Presidente el posible fracaso de una campaña. O no: para los que en realidad son panistas, Calderón es el hombre más valiente sólo comparado con Eliott Ness.

Lo cierto es que Josefina nunca definió si quería diferenciarse de él o no; dentro de su equipo siempre hubo debates y quizá tarde –y en el nivel más bajo de aprobación presidencial—deciden asumirse como lo que siempre fueron: los que continuarían.

En fin, que de ganar Vázquez Mota, Calderón tendría en común cosas con Plutarco Elías Calles, Lázaro Cárdenas y Miguel de la Madrid. ¿Qué?

Bueno que esos expresidentes trabajaron para sus sucesores: Elías
Calles, como secretario de Guerra y Marina de Emilio Portes Gil;  Cárdenas,  como titular de la Defensa Nacional  de Manuel Ávila Camacho;  Miguel De la Madrid como titular del Fondo de Cultura Económica de Carlos Salinas de Gortari y Ernesto Zedillo Ponce de León.

En fin, que la noche del anuncio se convirtió el anuncio hasta en un hashtag tuitero no precisamente favorable para ella. Cheque #propongocomojosefina; yo mejor ni lo hago, no vayan a decir que violo la veda electoral.

Ya para finalizar,  nos encontramos en este espacio el próximo martes, ¿ya con Presidente casi electo?  A saber. Lo cierto es que si el próximo domingo  usted vota, se podrá  beneficiar con  promociones en diversas tiendas si lleva el dedo pulgar entintado.  Las ofertas van desde un café caliente al 2×1, un café de cortesía, helados gratis, o está el caso de Dormimundo que regalará dos almohadas en caso de hacer otra compra. Bueno, hasta hoteles de paso en la Calzada de Tlalpan tendrán promociones a quienes hayan votado. ¡Hágalo!